Yoga Zaragoza | Frases y diccionario yóguico
Escuela Yoga Zaragoza, es una escuela de Yoga en el centro de Zaragoza, dirigida por Lydia Galdamez. Un centro de yoga en Zaragoza especializado en hatha y raja yoga con las enseñanzas de Manuel Morata, experto en yoga. Una escuela de prestigio de yoga en Zaragoza donde te enseñan karanas, asanas, técnicas de meditación, técnicas de yoga, técnicas de relajación y hace que tu vida sea más saludable porque controlas el estres y te sientes mejor contigo mismo. Un referente en la ciudad de Zaragoza en cuanto a yoga se refiere.
Escuela Yoga Zaragoza, yoga, yoga zaragoza, escuela de yoga en zaragoza, escuela yoga, lydia galdamez, manuel morata, karanas, asanas, meditacion, seminarios de yoga, noticias de yoga, centro de yoga zaragoza, tecnicas de yoga, zaragoza yoga, clases de yoga, sesiones de yoga, talleres de yoga, yoga terapeutico, yoga para embarazadas, yoga para estres
218
archive,category,category-frases-diccionario,category-218,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-3.2.1,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive
 

Frases y diccionario yóguico

Las tres preguntas de Jorge Bucay

“…¿Como hacen los navegantes para determinar el rumbo?

Utilizan una brújula. Porque sin ella, aunque se conozca de memoria el viaje

Y el camino hacia el puerto de llegada, no se sabe hacia donde emprender la marcha.

En efecto, el rumbo es una cosa, el camino es otra y la meta aún otra diferente.

La meta es el punto de llegada, el camino es la ruta que habría que seguir, el rumbo es la dirección.

Entendiendo la diferencia entre el rumbo y la meta, uno puede darse cuenta de la importancia de esta pregunta que debemos contestarnos: ¿hacia donde voy?

Sólo si tenemos esta respuesta podremos dejar de estar perdidos.

Sólo si no estamos perdidos conquistaremos la paz interior de aquellos que saben que están en el camino correcto.

Sólo con la certeza de estar en él podremos sentirnos realizados, ser felices

La felicidad es la tranquilidad de quien sabe con certeza que está en el camino correcto…”

Las tres preguntas: Jorge Bucay

Come, reza, ama

La meditación es tanto el ancla como las alas del yoga. La meditación es el camino. Existe una diferencia entre la meditación y la oración pese a que ambas prácticas buscan la comunión con lo divino. He oído decir que la oración es el acto de hablar con Dios , mientras que la meditación es el acto de escuchar.

….Como le sucede a la mayoría de los humanos, sobrellevo lo que los budistas llaman la ‘la mente del mono’, es decir, esos pensamientos que saltan de rama en rama, parando sólo para rascarse, escupir y aullar.

Desde el remoto pasado hasta el ignorado futuro mi mente se columpia frenéticamente por los confines del tiempo, abordando docenas de ideas por minuto sin control ni disciplina alguna.

Esto en sí, no supone necesariamente un problema; el problema es el estado de ánimo que acompaña al pensamiento. Las ideas alegres me ponen de buen humor, pero de golpe vuelvo a la preocupación obsesiva y estropeo el asunto; y entonces recuerdo un momento de indignación y me vuelvo a acalorar y cabrear….; pero entonces mi mente decide que es un buen momento para compadecerse y me siento triste…..

Al fin y al cabo somos lo que pensamos. Los sentimientos son esclavos de los pensamientos y uno es esclavo de sus sentimientos…”

Elisabeth Gilber  (“Come , reza, ama”)

Yoga con Sri Aurobindo

“…Al decir sosiego mental no me refiero a un silencio completo. Quiero decir, una mente libre de desorden y de inquietud, firme, ligera y contenta, para que pueda abrirse a la fuerza que tiene que cambiar su naturaleza.

Lo importante es liberarse de la invasión habitual de pensamientos perturbadores, de los sentimientos falsos, de la confusión de ideas y de los movimientos nocivos.

Todo esto altera la naturaleza, la oscurece y  obstaculiza la acción de la fuerza.

Cuando la mente está sosegada y en paz, la fuerza interna puede trabajar más fácilmente.

La diferencia entre una mente vacía y una mente en calma es esta: cuando la mente está vacía no hay en ella pensamientos, ni concepción, ni acción mental de ninguna clase, salvo una percepción esencial de las cosas sin formación de ideas; pero cuando la mente ha conseguido la calma, el sosiego, la sustancia misma de la mente es la que permanece tranquila, tanto que nada la perturba y si se producen pensamientos en ningún caso surgen de la mente, sino que vienen desde fuera y cruzan la mente como un vuelo de pájaros cruza el firmamento cuando el aire está inmóvil. Pasan sin alterar nada, sin dejar ninguna traza….”

SRI AUROBINDO

El Yoga dinámico de Godfrey Devereux

“Los beneficios de la práctica de yoga no provienen simplemente de hacer que el cuerpo adopte una forma concreta. El yoga no es como la danza o la gimnasia.
Aunque muchas posturas de yoga sean muy bellas, la clave no es el aspecto exterior de la postura. El yoga no es una práctica externa sino interna.

La clave es la dinámica interna que sostiene la postura en una quietud sin esfuerzo aparente; es decir, una quietud dinámica o, acción meditativa.
Requiere presencia mental.
Prestar atención a la respiración hace que la mene intervenga en el proceso y altera las formas de las posturas convirtiéndolas en poderosos instrumentos de transformación.

La mente es conducida a apoyarse en la actividad interna que sustenta la forma externa de la postura. Sin presencia mental, la actividad interior será incompleta y entonces también lo será la postura y no podrá ofrecer todos sus beneficios.

Las posturas básicas de yoga requieren una contribución de cada parte del cuerpo: no es mera cuestión de mover la columna vertebral. La columna vertebral debe estar sostenida por la pelvis, las piernas y los pies. Debe estar asistida por el tórax, el cuello, los brazos y las manos.
Las formas se transforman en posturas de yoga al involucrar todo el cuerpo y toda la mente….”

Godfrey Devereux