Yoga Zaragoza | El blog de la Escuela de Yoga Zaragoza
Las noticias mas relevantes, los consejos más interesantes y los eventos que se realizan en la Escuela Yoga Zaragoza, que es un referente en cuanto a yoga se refiere en la ciudad de Zaragoza.
Noticias, consejos, asanas y mucho más de la escuela de yoga Zaragoza
1815
blog,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-3.2.1,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive
 

Yoga Zaragoza

  • Filtrar por:
  • Todo
  • Artículos y noticias
  • Asanas
  • Frases y diccionario yóguico
  • Meditación, estado mental y felicidad
  • Nuestras clases
  • Próximos eventos
  • Qué es el yoga
  • Yoga Zaragoza

El observador transforma lo observado

“La partícula de materia más pequeña de la que están hechos los átomos se llama quark. Los físicos han demostrado que los quarks pueden comportarse como partícula (materia) o como onda (vibración, energía) y que su comportamiento como una cosa u otra depende totalmente de las expectativas de quien está haciendo el experimento. La mente y las expectativas del científico, influyen sobre la materia, sobre los resultados.

Si aplicamos esto a nuestra vida, podríamos decir, por ejemplo, que tú estás sano y enfermo a la vez, pero que la realidad que experimentas responde a la elección inconsciente de una de estas posibilidades.

Los quarks, pueden comportarse como partícula u onda. Cuando se comportan como partícula, aparecen en nuestra realidad como materia, pero cuando se comportan como onda no los percibimos; son vibración, energía, potencialidad pura, posibilidades…

Aunque hace ya dos mil quinientos años que Buda dijo: “el observador transforma lo observado” hemos necesitado escucharlo en boca de la ciencia.

…Y si tú eres el observador de tu situación económica, de pareja, de salud… tienes el poder de influir sobre los resultados de lo que estás observando en tu vida.

Hay infinitas posibilidades existiendo AHORA, al mismo tiempo, y puedes elegir enfocarte en la que quieras. La teoría cuántica de Niels Bohr  y Werner Heinserberg, llega a decir que la realidad no existe sin un observador que la observe ¡es fascinante!”

Alicia Sánchez Pérez. “Tus deseos te están esperando”

Meditación Sesha

“..La meditación nació antaño como mecanismo práctico para navegar por los océanos del Ser.

 

La meditación trasciende toda alternativa física o mental para dirigirnos a mundos insospechados, a realidades ocultas tras los velos del pensamiento del mismo modo, que la espesura de las nubes velan el inmenso sol durante el día.

Meditar es atreverse a mirar allí donde lo desconocido guarda secretos sin nombre..

 

Meditar se asimila a posar la atención sobre el mundo con total suavidad, con absoluta ecuanimidad, sin la mínima intervención, al igual que una mariposa se posa delicadamente sobre la hoja de un árbol sin llegar a moverla ni aún al alzar el vuelo.

 

Meditar es la simpleza de la continuidad de un tipo de percepción asociada al presente. Lo esencial es estar atento sin darse cuenta de que se está atento.”

Sesha

Mi cerebro y yo. La neuroplasticidad :

el ser humano es singular, único en su manera de expresarse e interaccionar con el mundo que lo rodea. Cada uno de nosotros posee cualidades únicas y muy particulares que nos distinguen de los demás. Y el cerebro sería el órgano que más nos define dentro de nuestra singularidad, ya que integra de forma completa el ciclo de precepción-cognición-acción que cada sujeto experimenta de forma individual.

Nuestro yo más íntimo es capaz de percibir, pensar y actuar en el mundo a través de un cerebro particular.

Por tanto, podemos sostener que la singularidad de cada persona está profundamente enclavada en las características de su cerebro. Y no es exagerado sostener que lo más notable de nuestra humanidad está en que disfrutamos de un sistema nervioso central que es único y personal.

…la plasticidad cerebral o neuroplasticidad es la capacidad del cerebro para adaptarse o cambiar según las circunstancias y hace referencia a la habilidad intrínseca de las neuronas para crear, modificar o deshacer conexiones sinápticas basándose en el aprendizaje, la experiencia, la repetición o el hábito.

La consabida frase de Ramón y Cajal: < Todo hombre puede ser, si se lo propone, escultor de su propio cerebro>, no hace sino denotar que el ser humano está hecho para aprender y moldearse constantemente utilizando esos procesos neuronales.”

Redes cerebrales y plasticidad funcional. El cerebro que cambia y se adapta. Jorge Sepulcre.

Las tres preguntas de Jorge Bucay

“…¿Como hacen los navegantes para determinar el rumbo?

Utilizan una brújula. Porque sin ella, aunque se conozca de memoria el viaje

Y el camino hacia el puerto de llegada, no se sabe hacia donde emprender la marcha.

En efecto, el rumbo es una cosa, el camino es otra y la meta aún otra diferente.

La meta es el punto de llegada, el camino es la ruta que habría que seguir, el rumbo es la dirección.

Entendiendo la diferencia entre el rumbo y la meta, uno puede darse cuenta de la importancia de esta pregunta que debemos contestarnos: ¿hacia donde voy?

Sólo si tenemos esta respuesta podremos dejar de estar perdidos.

Sólo si no estamos perdidos conquistaremos la paz interior de aquellos que saben que están en el camino correcto.

Sólo con la certeza de estar en él podremos sentirnos realizados, ser felices

La felicidad es la tranquilidad de quien sabe con certeza que está en el camino correcto…”

Las tres preguntas: Jorge Bucay

¿Qué es Prana?

El Prana no es materia, no es químico, no es substancia… El Prana es energía

 
“Lo podemos considerar como el activo principio de vida o fuerza vital, que se halla en todos los seres vivientes, desde de la ameba al hombre, desde la mas elemental forma de vida de las plantas hasta la superior forma de la vida animal.
Prana lo penetra todo. Se halla en todo cuanto vive.
Prana es el principio universal de toda energía, fuerza y movimiento…,
está en todas las formas de la materia, y sin embargo, no es materia, está en nuestros alimentos y no es su nutritiva substancia, está en el agua y no es ninguno de sus componentes, está en la luz y no es calor ni luz…
El Prana no es materia, no es químico, no es substancia…, el prana es energía.
Plantas y animales absorben prana del aire, y si no hubiera prana en el aire, morirían plantas y animales aunque respiraran el aire,
el organismo lo absorbe con el oxígeno y sin embargo no es el oxígeno..

En la respiración ordinaria extraemos y absorbemos una cantidad
normal de prana; pero si regulamos y dominamos la respiración
podemos extraer y absorber mayor cantidad, que se almacena en el cerebro
y centros nerviosos para utilizarla en caso de necesidad

 

La sangre se apropia del oxígeno del aire y lo utiliza el sistema circulatorio, el sistema nervioso se apropia del prana del aire y lo aprovecha en su funcionamiento. Y así como la sangre oxigenada va a todas partes del organismo para nutrirlo y repararlo, así, el prana va a todas partes del sistema nervioso y lo fortalece y vitaliza…, el prana absorbido por el sistema nervioso se consume en los actos de la inteligencia, la voluntad y la actividad, cada pensamiento, cada acción, cada esfuerzo de la voluntad, cada movimiento muscular consume cierta cantidad de la que llamamos fuerza nerviosa o Prana.”

Ramacharaka

Nuestras clases – #BeYogaExperience

Cada una  de nuestras clases, constituye un viaje a través del cuerpo y de la respiración hacia la conciencia de la mente y hacia una conexión del individuo hacia el interior.

El individuo se concibe como un conjunto de distintos cuerpos o estructuras que se cohesionan y se integran a partir de la mente, la mente integra, se hace sensible y se conecta a nivel neuronal con el cuerpo y con la respiración por medio de la práctica continuada, la atención y concentración en los ejercicios y la observación de uno mismo.

Esto genera experiencias conscientes que son lo contrario al trabajo automático y, esas experiencias conscientes de cada ejercicio en Yoga, generan un experiencia interna que da información nueva a nuestro cerebro.

Este trabajo continuado además de  generar a nivel físico resistencia, fuerza y flexibilidad,  entre otras muchas cosas, a nivel psíquico, desarrolla la capacidad consciente y el equilibrio interno.

Nos hacemos sensibles al cuerpo, a la respiración, a los pensamientos, a las emociones, a los sentimientos…

El desarrollo de la consciencia nos permite primero entrenarnos a observar nuestros propios pensamientos y después, a partir de la fuerza y la energía mental adecuada (generada a través de la misma práctica) elegir lo que queremos pensar y lo que no.

Es sólo entonces cuando me libero de los pensamientos ordinarios y elijo dónde quiero que esté mi mente, donde quiero colocar mi atención.

Es entonces, cuando verdaderamente tengo libre albedrío y decido conscientemente como quiero vivir mi vida.

– Lydia Galdámez

Come, reza, ama

La meditación es tanto el ancla como las alas del yoga. La meditación es el camino. Existe una diferencia entre la meditación y la oración pese a que ambas prácticas buscan la comunión con lo divino. He oído decir que la oración es el acto de hablar con Dios , mientras que la meditación es el acto de escuchar.

….Como le sucede a la mayoría de los humanos, sobrellevo lo que los budistas llaman la ‘la mente del mono’, es decir, esos pensamientos que saltan de rama en rama, parando sólo para rascarse, escupir y aullar.

Desde el remoto pasado hasta el ignorado futuro mi mente se columpia frenéticamente por los confines del tiempo, abordando docenas de ideas por minuto sin control ni disciplina alguna.

Esto en sí, no supone necesariamente un problema; el problema es el estado de ánimo que acompaña al pensamiento. Las ideas alegres me ponen de buen humor, pero de golpe vuelvo a la preocupación obsesiva y estropeo el asunto; y entonces recuerdo un momento de indignación y me vuelvo a acalorar y cabrear….; pero entonces mi mente decide que es un buen momento para compadecerse y me siento triste…..

Al fin y al cabo somos lo que pensamos. Los sentimientos son esclavos de los pensamientos y uno es esclavo de sus sentimientos…”

Elisabeth Gilber  (“Come , reza, ama”)

Yoga con Sri Aurobindo

“…Al decir sosiego mental no me refiero a un silencio completo. Quiero decir, una mente libre de desorden y de inquietud, firme, ligera y contenta, para que pueda abrirse a la fuerza que tiene que cambiar su naturaleza.

Lo importante es liberarse de la invasión habitual de pensamientos perturbadores, de los sentimientos falsos, de la confusión de ideas y de los movimientos nocivos.

Todo esto altera la naturaleza, la oscurece y  obstaculiza la acción de la fuerza.

Cuando la mente está sosegada y en paz, la fuerza interna puede trabajar más fácilmente.

La diferencia entre una mente vacía y una mente en calma es esta: cuando la mente está vacía no hay en ella pensamientos, ni concepción, ni acción mental de ninguna clase, salvo una percepción esencial de las cosas sin formación de ideas; pero cuando la mente ha conseguido la calma, el sosiego, la sustancia misma de la mente es la que permanece tranquila, tanto que nada la perturba y si se producen pensamientos en ningún caso surgen de la mente, sino que vienen desde fuera y cruzan la mente como un vuelo de pájaros cruza el firmamento cuando el aire está inmóvil. Pasan sin alterar nada, sin dejar ninguna traza….”

SRI AUROBINDO

El Yoga dinámico de Godfrey Devereux

“Los beneficios de la práctica de yoga no provienen simplemente de hacer que el cuerpo adopte una forma concreta. El yoga no es como la danza o la gimnasia.
Aunque muchas posturas de yoga sean muy bellas, la clave no es el aspecto exterior de la postura. El yoga no es una práctica externa sino interna.

La clave es la dinámica interna que sostiene la postura en una quietud sin esfuerzo aparente; es decir, una quietud dinámica o, acción meditativa.
Requiere presencia mental.
Prestar atención a la respiración hace que la mene intervenga en el proceso y altera las formas de las posturas convirtiéndolas en poderosos instrumentos de transformación.

La mente es conducida a apoyarse en la actividad interna que sustenta la forma externa de la postura. Sin presencia mental, la actividad interior será incompleta y entonces también lo será la postura y no podrá ofrecer todos sus beneficios.

Las posturas básicas de yoga requieren una contribución de cada parte del cuerpo: no es mera cuestión de mover la columna vertebral. La columna vertebral debe estar sostenida por la pelvis, las piernas y los pies. Debe estar asistida por el tórax, el cuello, los brazos y las manos.
Las formas se transforman en posturas de yoga al involucrar todo el cuerpo y toda la mente….”

Godfrey Devereux